Inicio Aviación Internacional Airbus A340 establece nuevo récord al realizar vuelo humanitario entre Uruguay y...

Airbus A340 establece nuevo récord al realizar vuelo humanitario entre Uruguay y Australia

659

Un A340-300 de la compañía Hi Fly contratado para un operativo de rescate vuela más de 16 horas entre Uruguay y Australia bordeando el territorio antártico.

Días extraños para el mundo de la aviación: mientras que casi todas las aerolíneas bajan la persiana y recortan al límite sus operaciones, semana a semana surge un nuevo récord de vuelo o se asiste a la resurrección de gigantescas aeronaves para crear puentes aéreos sanitarios.

El nuevo récord del A340

Este fin de semana un A340-300 realizó el vuelo más largo jamás realizado por este modelo de aviones: una conexión de 16:09 horas entre Montevideo y Melbourne y a través de un corredor aéreo sin ningún avión ni aeropuerto en miles de kilómetros a la redonda.

La aeronave pertenece a la compañía de leasing Hi Fly, que todos recordamos por tener un A380 (entre otras aeronaves como A320 y A330) que se alquila en casos de extrema necesidad.

El A340 al rescate

Pues la situación de emergencia sanitaria permitió a este A340-300, que ya tiene 20 años de servicio, realizar el primer vuelo de la historia entre Uruguay y Australia.

A bordo viajaban 217 pasajeros del crucero Greg Mortimer, de los que 128 habían dado positivo de coronavirus en el viaje que la embarcación realizaba por la Antártida, las islas Malvinas y Ushuaia.

El A340-300 de Hi Fly viajó más de 12.400 kilómetros bordeando el territorio antártico, y 16 horas después llegó a Melbourne

El crucero estuvo retenido en Montevideo desde el 27 de marzo hasta que la naviera Aurora Expeditions con el apoyo de los gobiernos australiano y uruguayo coordinaron el operativo de rescate.

El vuelo 5M-571 partió de Montevideo en la madrugada del sábado 11 de abril y llegó por la mañana de Melbourne el domingo 12, tras recorrer 12.408 kilómetros.

Aviones listos para viajar

Hi Fly tuvo reflejos rápidos con el inicio de la crisis en la industria aeronáutica y ofreció a gobiernos y empresas privadas una tripulación Ready to go (Lista para viajar), entrenada para asistir a los pasajeros que puedan tener problemas de salud y equipada con máscaras, guantes y los elementos necesarios para un vuelo sanitario.

Uno de los méritos de la tripulación es que ha realizado un viaje por una ruta en la que el A340-300 (y ellos mismos) no habían volado jamás.

El A340, con sus cuatro motores, es el avión ideal para volar por la Antártida y el Pacífico Sur, donde no hay ningún aeropuerto para casos de emergencia en miles de kilómetros

Entre Oceanía y Sudamérica apenas hay un par de rutas comerciales, que son las de Auckland-Buenos Aires de Air New Zealand y la de Sídney-Santiago de Qantas.

El avión ideal

Pero gracias a que el A340 tiene cuatro motores, no afronta la limitación de las normativas ETOPS (acrónimo que se traduce como normas de rendimiento operativo de bimotores en vuelos largos) que tienen bimotores como el B787 o el A350.

Estos son normas de la Organización de Aviación Civil Internacional que permiten que algunos tipos de aviones puedan realizar rutas de largo recorrido sin ningún aeropuerto cercano por más de 60 minutos.

Porque si un bimotor vuela cerca de la Antártida, y una de las turbinas falla, no hay ningún aeropuerto en cientos (o miles) de kilómetros a la redonda donde aterrizar de emergencia.

Pero con cuatro motores, el A340 es la aeronave ideal para estas rutas por desiertos aéreos.

Comentarios

comentarios