Inicio Aviación en General Airbus patenta asientos para los pasajeros de avión con sobrepeso.

Airbus patenta asientos para los pasajeros de avión con sobrepeso.

2263

El espacio personal brilla por su ausencia en los aviones. De hecho, da la sensación de que las cabinas y los asientos se han ido encogiendo en los últimos años. Algo que sufren especialmente los pasajeros de mayor talla, que tienen que embutirse con esfuerzo en sus sillas para no molestar al vecino.

Para mejorar la experiencia de viaje de estos pasajeros, Airbus registró el pasado mes de octubre la patente de un nueva clase de asiento en los aviones. En lugar de los clásicos sillones individuales a los que estamos acostumbrados, la compañía francesa propone instalar hileras de bancos con reposabrazos ajustables. El invento no solo es útil para las personas con sobrepeso. También beneficiaría a familias con niños y personas con problemas de movilidad, tal y como se puede ver en la imagen que se ha hecho pública este lunes.

Billetes de avión «al peso»

Las disputas sobre el espacio personal han ido subiendo de tono en los últimos años. De hecho, algunas han llegado incluso a los tribunales. Es el caso de un pasajero de Ethiad Airways, que el año pasado demandó a la aerolínea por, textualmente «obligarle a retorcerse en su asiento durante horas por tener a un pasajero con sobrepeso en el asiento de al lado».

También resulta llamativo el caso de la compañía Samoa Air, que en el año 2013 salió en las portadas de los periódicos tras proponer públicamente que se penalice a las personas con sobrepeso por viajar en avión. Además, la compañía propuso crear una nueva «clase XL» para los pasajeros más corpulentos.

Solo una patente

El fabricante francés no ha explicado exactamente si estos asientos tendrían un precio especial, como en el caso de Samoa. Su patente es la última de varias. Zodiac, empresa especializada en la fabricación del interior de los aviones, registró otra idea parecida el pasado mes de diciembre, en la que las hileras de asientos se colocarían en los pasillos y las ventanas serían sustituidas por pantallas.

En otro diseño anterior, la compañía francesa propuso que los pasajeros se sentaran unos en frente de otros, como en los trenes, para aprovechar mejor el espacio en la cabina. Sin embargo, no hay ninguna garantía de que estos diseños patentados vayan a prosperar. El tiempo dirá si llegarán a los aviones comerciales.

Fuente: El Confidencial

Comentarios

comentarios